TURISMO

TAISHA

Taisha promueve la valorización de los recursos ambientales y presenta las bellezas de la creación como una herencia común de toda la familia humana.

El turismo favorece el contacto del hombre con la  naturaleza y con las culturas mestiza, shuar y achuar.

INFORMACION GENERAL

Fiestas Tradicionales o Populares

Fiestas de Cantonización 28 de Junio

Fiesta de la Chonta 23 de Abril

Ubicación: El Cantón Taisha se encuentra ubicado al este de la Provincia de Morona Santiago, en la llanura Amazónica entre el Valle del río Pastaza, Macuma y Kankaim. Al norte limita con la Provincia de Pastaza, al sur con el Cantón Tiwintza y la República del Perú, al este con la Provincia de Pastaza y la República del Perú y al oeste con los Cantones Huamboya, Morona y Tiwintza. Tiene una superficie de 7.710 km2. Se encuentra a una altitud de 510 m.s.n.m.

Taisha es uno de los doce Cantones que conforman la Provincia de Morona Santiago, se encuentra ubicada en la Amazonía Ecuatoriana. Es un territorio poblado ancestralmente por la Nacionalidad Shuar y Achuar. En 1939 llegó la Compañía Royal Dutch Shell al sector de Taisha e instaló un campamento, construyó una pista de aterrizaje de 1200 metros de largo para facilitar el ingreso de personas y maquinaria para la exploración de petróleo, construyó la vía principal, hoy avenida Arutam. En los años 50 llegaron los misioneros.

Desde su inicio "Campo Taisha, perteneció a la parroquia Morona, luego a Miazal, más tarde a Huasaga. El 11 de agosto de 1967 fue elevada a parroquia. El 28 de junio de 1996, fue creado el Cantón Taisha, con las parroquias Makuma, Huasaga, Tuutin Entsa y Taisha, siendo este último la cabecera cantonal. En la actualidad el Cantón Taisha está constituído con 4 parroquias rurales (Makuma, Huasaga, Pumpuentsa, Tuutin Entsa) y una parroquia urbana (Taisha).

En 1962 los Shuar de Makuma conformaron la Asociación de Desarrollo de los Pueblos Jíbaros del Oriente Ecuatoriano (ADJOE). En 1974 pasa a ser la Asociación Independiente del Pueblo Shuar del Ecuador (AIPSE). En 1990 se convierte en la Federación Independiente del Pueblo Shuar del Ecuador (FIPSE) hoy Nacionalidad Shuar del Ecuador (NASHE).

En 1964 se integra la Federación Interprovincial de Centros Shuar y Achuar (FICSHA) hoy FICSH. En 1992 los Achuar conforman la Federación Interprovincial de la Nacionalidad Achuar del Ecuador (FINAE) hoy NAE.

LOS ACHUAR

Los Achuar al igual que los shuar forman un origen común, marcados  por un sedentarismo esparcidos en la región amazónica como eslabones de defensa de la selva. Los Achuar no fueron guerreros tan marcados como los shuar “jíbaros” y tal vez los historiadores, por ello, han  generalizado antiguamente el vocablo shuar para referirse a ambas etnias. Originariamente los achuar y shuar han sido considerados como una misma etnia, por su origen histórico (ambos grupos practicaron la poligamia y muchos lo siguen haciendo, en el caso de los achuar las esposas eran generalmente hermanas) que poco a poco han ido desprendiéndose para hacer conocer su lengua y su cultura influenciada por los misioneros, que les permitió adoptar costumbres occidentales. Existen 3000 personas entre los Shuar y Achuar en el Ecuador, Su territorio en Ecuador tiene una extensión de 681.218 hectáreas. En las provincias de Pastaza y Morona Santiago. Hay 28 comunidades, las mismas que se encuentran ubicadas en las cuencas de los ríos Pastaza, Capahuari, Bobonaza, Corrientes y Copataza (en la Provincia de Pastaza) y Guasaga, Surik, Situch, Wichin, Mashumar y Makientza (Morona Santiago).

Hasta finales del siglo 19, la región de 5.5 millones de hectáreas que hoy es ocupada por los Achuar fue únicamente visitada ocasionalmente por números pequeños de valientes misioneros, los escasos misioneros fueron acompañados a veces por exploradores e intrépidos naturalistas.

El siglo 19 vio el crecimiento de la industria del caucho en la Cuenca Amazónica, pero debido a su inaccesibilidad y lejanía el territorio Achuar no fue afectado y los Achuar evitaron así la esclavitud que redujo a otras poblaciones indígenas. 

En 1941, sin embargo, explotó una guerra entre Ecuador y Perú y los Achuar, cuyo territorio se asienta a lo largo de la frontera Ecuador-Perú, se encontraron divididos en dos "nacionalidades". Pero la mayoría de los Achuar continuaron viviendo en aislamiento extremo el mundo, y su territorio fue considerado "tierra incógnita" hasta finales de 1960.

Entre 1968 y 1970, los Católicos y Evangélicos comenzaron a entrar al territorio Achuar con intentos de evangelización. A pesar de que los misioneros se toparon con un éxito limitado en su búsqueda de almas, ellos si iniciaron un proceso de contacto intercultural creciente que lentamente comenzarían a cambiar la forma de vida de los Achuar. Por ejemplo, fueron los misioneros Católicos quienes sugirieron a los Achuar el vivir en pequeñas aldeas por muchas ventajas, forma en la que los Achuar viven hoy.

Desde 1991, la mayoría de los Achuar pertenecen a una organización llamada FINAE (Organización de Nacionalidades Achuar Ecuatoriana). Hoy, la NAE está dividida en 10 asociaciones: Pumbuentsa, Wichim, Wampuik, Makusar, Copataza, Sapapentza, Mana, Pukuan y ACAP, cada una con sus propios centros en un territorio de 700.000 hectáreas cuadradas que albergan un total de población de cerca de 7.000 indígenas Achuar.

Los antepasados Achaur no era organizados sino que vivían en un territorio amplio donde se desplazaban con cierta frecuencia, por eso se denominaban Nómadas. No se dedicaban a la cría de ganado vacuno porcino sino que buscaban un sitio donde más abundaba la cacería, pesca y recolección.

El objetivo de pasar de un lado a otro   encontrar y matar más animales de sajino, huangana para luego vender al Perú las pieles de estos animales. Así la mayoría se dedicaba a este trabajo porque en ese tiempo había abundancia de recursos naturales de la selva.

Cada familia tenía de tres a cinco mujeres pero les mantenían sin ningún problema. Antiguamente las mujeres Achuar querían casarse con un hombre que tenía visión fuerte y que era trabajador y cazador. Igualmente los hombres Achuar buscaban las mujeres que sabían sembrar productos de  la huerta y también que sabían hacer las cerámicas. Entonces así se buscaba el amor sin enamorar y vivían como casados.

Con el estilo de vida anterior la selva descansaba o se devolvía como nueva. Los mayores recolectaban los frutos  silvestres tumbando arboles como el zapote, uvas de monte, shimpi, tagua y otros. Las semillas, después de consumirlas, se botaban por todo lado de la huerta y cuando la familia se movía por otro lado estas semillas germinaban y crecían como bosques secundarios. En pocos años se veian las plantas ya fructificándose nuevamente. Así se recuperaba el bosque.

La ventaja de moverse por otro lado era que, en la primera entrada al bosque existían: 

-Peces

-Animales comestibles del bosque

-Frutales del bosque 

-Árboles y plantas para construcción

RITOS DE ARUTAM

Los antepasados cuando llegaba a ser jóvenes sabían ir con sus padres o con sus abuelos a tomas el zumo de tabaco los mayores los llevaban a las cascadas o en los caminos de la selva para encontrar o recibir el poder de Arutam.

Decía que si uno no tiene el poder de Arutam, no puede vivir largo tiempo y es una persona invalida en todos los trabajos porque no tenía fuerza.

Se iban a la selva con el sentido de recibir la fuerza, para defender y vencer a los enemigos, las personas que no tienen visión, no eran considerados valientes y capaces de ir a la guerra.

ATRACTIVOS TURISTICOS

Esta página es parte del "Proyecto Generación de Empleo Fomentando el Turismo en Morona" Financiado por:    

Member Login

×